iTEC presenta sus progresos en el desarrollo del sistema de Control de Tráfico Aéreo en el ‘World ATM Congress’

0
8

MADRID, 22 (SERVIMEDIA)

La Alianza iTEC ha presentado durante el ‘World ATM Congress 2022’ en Madrid sus progresos en el desarrollo de su sistema de Control de Tráfico Aéreo.

Según comunicó la Alianza en una nota de prensa este miércoles, los proveedores de servicios de navegación aérea de Alemania, Reino Unido, España (Enaire), Países Bajos, Noruega, Lituania y Polonia, que conforman la alianza iTEC junto a Indra como proveedor tecnológico, definieron un nuevo paquete de mejoras operativas y soluciones de arquitectura de vanguardia con el que dan un nuevo impulso al desarrollo de un sistema «clave» para la construcción del Cielo Único Europeo.

Los nuevos desarrollos se llevan a cabo sobre un sistema iTEC de última generación para gestionar algunos de los espacios aéreos más complejos y con mayor tráfico de Europa: el centro de control de NATS en Prestwick, el de DFS en Karlsruhe y el de Oro Navigacija en Vilna ya operan con este sistema; Enaire avanza en su implantación progresiva y ya ha incorporado algunas de sus funcionalidades más relevantes; y Pansa continúa con su despliegue en el centro de control de contingencia en Poznań.

Este nuevo impulso al desarrollo tecnológico del sistema iTEC permitirá a los miembros de la alianza avanzar en la transformación que vivirá el sector en los próximos años. Durante 2021, iTEC completó la evaluación de nuevos desarrollos en ocho sesiones de trabajo en las que se involucraron simultáneamente más de 100 participantes (operacionales y técnicos) de los siete proveedores de navegación aérea de iTEC junto a Indra.

El siguiente paso dado por la iniciativa fue la firma entre Avinor e Indra del contrato para la digitalización del cielo de Noruega. El proveedor de servicios de navegación aérea de ese país pondrá en operación en 2025 el sistema en los centros de control de área de Oslo y Stavanger, que gestionan la zona sur del espacio aéreo del país. Esto contribuirá a reducir el consumo, las emisiones de CO2 y los costes para las aerolíneas.