El precio de la electricidad se desplomó un 38,3% en septiembre

– El gas experimenta su mayor abaratamiento de la historia y cuesta un 23,3% menos que hace un año

– La gasolina ya está un 15,9% más cara que en 2022

MADRID, 13 (SERVIMEDIA)

El precio de la electricidad en España registró en septiembre un descenso del 38,3% en comparación con un año antes, 11 puntos menos que en el mes de agosto, cuando se registró la segunda mayor caída de la serie histórica, que comienza en 2002.

Así lo ponen de relieve los datos de los precios confirmados este viernes por el Instituto Nacional de Estadística (INE) y recogidos por Servimedia. El precio de la electricidad empezó a marcar un repunte más pronunciado en 2021 que con el estallido de la guerra en Ucrania se agudizó, y no fue hasta el pasado mes de octubre cuando empezó a registrar caídas. Desde entonces viene situándose en terreno negativo, llegando al récord registrado en marzo, cuando cayó un 51,8%.

Esta bajada del mes de septiembre, no obstante, es la más tenue desde el pasado mes de junio, ya que en los meses de julio y agosto se produjeron descensos más pronunciados coincidiendo con los precios históricos que alcanzó la electricidad en el verano de 2022.

En cambio, en términos mensuales, el precio de la electricidad repuntó en septiembre un 1,6%, un punto más que en agosto y el incremento más pronunciado desde el mes de junio.

En cuanto al gas, se abarató en septiembre un 23,3% interanual y registró su mayor caída en la serie histórica –que también va hasta 2002–, superando así el récord del mes pasado (-21,2%, que, a su vez, había rebasado el anterior mínimo de finales de 2009. En comparativa mensual, el precio cayó un 2,7% en agosto y siguió la tendencia comenzada en febrero.

CARBURANTES

Por otro lado, el gasóleo registró un descenso en su precio de solo el 0,2% en variación anual, una bajada inferior al 2,9% que se abarató el mes anterior y lejos ya de la bajada del 21,6% que registró en junio. En términos mensuales, se incrementó un 4,1% y registró su cuarto mes al alza.

En cambio, la gasolina experimentó un incremento del 15,9% sobre el dato de septiembre de 2022, lo que supone la mayor subida desde julio del año pasado. En variación mensual, su coste se incrementó también por cuarto mes consecutivo y sumó un 2,3%.