Consejos para elegir el perfecto seguro para el hogar

0
76

Las viviendas se están convirtiendo no solo en el lugar en el que se habita sino también en oficinas en la nueva realidad del teletrabajo, lugares de reunión cuando la situación lo permite e incluso gimnasios.

Lo que antes se concebía por básico en el seguro de hogar, hoy en día ha cambiado para incluir todas las nuevas necesidades de las propias casas.

El primer punto a tener en cuenta es que, pese a que en España no es obligatorio tener uno salvo que la vivienda cuente con un crédito hipotecario, es más que recomendable tenerlo para evitar sustos y tener que pagar gruesas facturas de reparaciones que podrían ser susceptibles de estar cubiertas por las pólizas.

A partir de ahí, lo más importante – más ahora como se decía, con el teletrabajo y los nuevos equipos que han llegado a casa para poder desarrollar las distintas profesiones – es que el contenido y continente quede bien definido tanto en cantidad económica como en productos.

Pese a que de una compañía a otra suele haber coberturas básicas distintas, lo mínimo es que esté cubierto por robo, inundación e incendio. A estos, por norma general, se suma el cambio de cerradura o el servicio de apertura en caso de olvidarse las llaves dentro, algún tipo de reparación eléctrica por fallo o avería e incluso la rotura de cristales o espejos.

A estas coberturas, se pueden añadir en este caso las derivadas o anexas para los productos informativos, incluyendo sus reparaciones o incluso mantenimiento en vista de que cada vez se tiende a tener más informática en casa tanto para estudios como para trabajo.

También pueden incluirse en las primas las mascotas, si se tuvieran, o incluso complementos para viajes o sanidad.

Lo importante, en cualquier caso, es saber las coberturas económicas de cada incidente para tener claro qué sí, qué no y por qué importe.

Es necesario prestar atención a las fechas de cobertura, ya que habitualmente es necesario avisar de los sinientros dentro de un plazo marcado en la póliza para que queden cubiertas y, cómo no, a las carencias.

Visto esta información básica, cada usuario deberá definir qué tipo de seguro de hogar necesita y cómo enfocar sus coberturas para de verdad sentirse seguro.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here