ACS disparó sus beneficios hasta 3.045 millones en 2021 por la plusvalía de la venta de los servicios industriales

0
56

MADRID, 24 (SERVIMEDIA)

ACS registró un beneficio neto de 3.045 millones de euros en 2021, multiplicando por cinco la cifra de 2020 de 574 millones, principalmente por la plusvalía obtenida por la venta de servicios industriales a Vinci. Sin estos impactos, el beneficio neto ordinario alcanza los 720 millones, un 32,9% más.

Según comunicó la compañía a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), el beneficio bruto de explotación (Ebitda) alcanzó los 1.598 millones de euros, un 15,5% más que el año anterior, apoyado por la contribución positiva de Abertis en el año, que ascendió a 145 millones de euros.

Las ventas ACS en 2021 alcanzaron los 27.837 millones, permaneciendo estables respecto al año anterior. La producción fue mejorando durante el año, creciendo un 8,8% en el segundo semestre frente al primero.

América del Norte representó el 59% de las ventas, Austria supuso el 19%, Europa aportó un 18%, Asia representó un 3% y América del Sur, el 1% restante. Por países, Estados Unidos, Australia, España, Canadá y Alemania contribuyeron con un 92% del total de las ventas.

Todas las actividades tuvieron un buen comportamiento operativo, destacando especialmente la recuperación del tráfico en las autopistas de Abertis tras las fuertes caídas sufridas en 2020 por el impacto de la covid-19. La contribución de Abertis al Ebitda mejoró en 188 millones de euros y el beneficio neto en 152 millones.

La cartera a diciembre de 2021 se sitúa en 67.262 millones de euros, creciendo un 6,2% en términos comparables, es decir ajustado por la evolución del tipo de cambio, alcanzando máximos históricos pre-pandemia.

Por áreas de actividad, las ventas de construcción alcanzaron los 25.879 millones de euros, con una disminución del 0,7% frente al año anterior afectada por el tipo de cambio del dólar estadounidense. Sin el efecto del tipo de cambio, las ventas permanecen estables frente al año anterior. La cartera de obras a diciembre de 2021 asciende a 64.379 millones, un 96% internacional y situándose en máximos históricos pre-pandemia con un crecimiento del 11,5%.

En concesiones, el resultado fue positivo, de 167 millones de euros. Abertis contribuyó a este resultado con 117 millones de euros, incrementando en 152 millones de euros su contribución frente a 2020 tras la notable recuperación del tráfico.

Por parte de Iridium, la empresa de desarrollo de concesiones del grupo, obtuvo un beneficio neto de 50 millones de euros, apoyado en la venta de diversos activos (Hospital de Toledo, autopista ‘Baixo Alentejo’).

En cuanto a los servicios industriales, las ventas alcanzaron los 230 millones de euros y provienen de los activos energéticos retenidos por ACS tras el acuerdo de venta con Vinci. El beneficio neto ordinario alcanzó los 328 millones de euros en 2021 e incluye la contribución de la actividad hasta el cierre de la operación de venta de la misma a finales de diciembre. La venta de servicios industriales se cerró el pasado 30 de diciembre de 2021 y ha supuesto una plusvalía neta de 2.909 millones.

El área de servicios a la ciudadanía prestados por Clece obtuvo unas ventas de 1.643 millones, aumentando un 5,7% respecto al mismo periodo del año anterior. La recuperación se produce tras la paralización temporal en el ejercicio anterior de buena parte de servicios sociales que cesaron su actividad durante el estado de alarma. La cartera actual de esta área alcanza los 2.883 millones de euros, equivalentes a 21 meses de actividad.

Por último, ACS presenta al cierre de 2021 una posición neta de caja de 2.009 millones de euros.