El fenómeno de las camper llega también a España

0
31

La libertad de poder ir, en cada momento, donde quieras. Ese es la verdadera alma del camper. El llevar la casa a cuestas ha supuesto toda una revolución para muchos viajeros que, con la excusa de la pandemia, se han reencontrado con una forma de viajar que ya tuvo su momento de gloria en los 70 pero que, ahora, más que nunca, está de moda.

Tanto es así que durante este verano el incremento de autocaravanas y camper en nuestro país supero el 120%, algo que ha puesto de manifiesto que España es el segundo país, por detrás de Alemania, a la cabeza de esta oferta.

Pero, ¿qué hay detrás de todo este fenómeno que ha convencido en el verano post covid?

En realidad es algo que había estado muy presente en la cultura americana desde hace décadas y que, en Europa, tenía cierto tirón. Las medidas y las restricciones en los establecimientos han abierto la puerta a probar. Y España es un país perfecto para disfrutar en camper. Tenemos playa, montaña, zonas rurales únicas y una infraestructura de carreteras, parkings y campings de lo mejor para que quien prueba, se convenza” explican desde Acamperizados.

¿Por qué han llegado para quedarse? Por la propia cultura española de desconexión, de geografía cambiante a lo largo del año, de cercanía con la naturaleza y de comodidad, sobre todo, al ir en familia. Se viaja, se come y se duerme en el mismo sitio y a demanda.

¿Qué se necesita entonces para poder dar el salto a ser un nómada del siglo XXI?

Un vehículo, imaginación y algo de ayuda. Hoy en día, el hacerse con una furgoneta o un vehículo capaz de ser camperizado no es complicado.

Lo primero que hay que ver es que esté en buenas condiciones de motor y mecánica para asegurarse kilómetros sin límite a bordo del que será el nuevo hogar familiar itinerante que puede llevar a aventuras tanto nacionales como internacionales con la cercanía de países como Portugal o Francia, que es la puerta hacia el resto de geografía europea.

A partir de ahí, se trata de tener claro qué se necesita para, como ayuda de empresas como Acamperizados, llegar hasta los profesionales que lo harán realidad de forma autónoma o que rematarán un proyecto personal que esté por terminar y que, gracias a la experiencia y el saber hacer de profesionales que se dedican a este tipo de proyectos, pueden ser homologados para poder circular por la carretera sin problemas.