Laminación o cuando el plástico es el aliado perfecto para cuidar el medio ambiente

0
15

Hace tiempo que saltaron las alarmas por el comportamiento que los humanos han tenido y continúan teniendo con éste su único hogar el Planeta Tierra. Y ahora, instalados en lo que algunos han venido a llamar la era del plástico, son muchos los que continúan sin ver los estragos que día tras día y minuto tras minuto ha ido sufriendo, en silencio, el Planeta. Pero, afortunadamente, son muchos los que han abierto los ojos y han decidido alejarse de las pautas que dicta la sociedad, evitando el consumismo, el usar y tirar, los objetos de un solo uso y todas aquellas prácticas que causan perjuicios a un planeta en el que no solo viven humanos, sino también muchas otras especies que la enorme mayoría no tienen en consideración. Quizás sea hora de que el ser humano se plantee una cuestión, ¿somos la especie más egoísta de la Tierra? La respuesta es más que evidente.

No obstante, y aunque a priori pueda parecer una contradicción, el plástico es en ocasiones un gran aliado para ayudar a la protección y conservación, evitando de esta manera la generación de un mayor número de desechos. Es muy común que cuando uno acude a una cafetería, restaurante, terraza o cualquier otro establecimiento del estilo se encuentre con cartas de helados, comidas, cervezas, infusiones y un sinfín de listados más que están expuestos además de a condiciones climatológicas extremas al paso por millones de manos a lo largo del año, lo que hace que el desgaste sea enorme y haya que renovarlas constantemente. Pero evitar esto es sencillo, basta con someterlas a un simple laminado para prolongar su vida, algo que ellos saben y que demandan cada vez con mayor frecuencia a las empresas encargadas de la impresión, que se han visto en la necesidad de comprar laminadoras en frío debido a la enorme demanda de sus clientes.

Pero, ¿por qué es tan necesario hoy en día para este sector comprar laminadoras en frío? ¿qué beneficios tienen la laminación?

La laminación es un modo económico y duradero de proteger casi cualquier material impreso, consiguiendo a la par realzar el contenido.

Entre sus beneficios cabe destacar la protección, algo que adquiere enorme importancia cuando se trata del exterior, evitando con este proceso la posible pérdida de color provocada por los rayos UV, así como la humedad de la lluvia o cualquier otro tipo de líquidos que pudieran afectarle.

Pero, además, con la laminación se consigue realzar el contraste y el color a la par que se alarga la vida útil de las impresiones, sin duda este es el beneficio más importante para el cuidado del Planeta.

Se tiende a generalizar, pero los plásticos no siempre son el enemigo a combatir.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here