El cumplimiento normativo como nuevo reto empresarial

0
13

En mayo de este año eran más de 133.000 empresas las que cerraban sus puertas debido a la dura situación. Hoy, las empresas que han sobrevivido al soplo del coronavirus, se adaptan rápidamente y como pueden a la nueva normalidad. Sin embargo, esta nueva forma de entender la empresa, sobre todo la pyme, puede traer más riesgos corporativos de los que se pueden prever a simple vista.

La transformación digital ligada a un correcto Plan de Prevención Penal es la fórmula perfecta para lidiar con esta situación. Contar con planes de responsabilidad penal y viabilidad del negocio y que, además, se pueda realizar de forma sencilla, rápida e intuitiva es vital para la supervivencia de cualquier negocio.

El teletrabajo, actualmente ya regulado, ha sido uno de los grandes retos tras el comienzo del Estado de Alarma, donde muchas empresas han tenido que ir improvisando para dotar de tecnología y procesos a empleados. Esto también ha tenido otra cara, la de empresas que han sufrido fraudes internos o riesgos de ciberseguridad tanto a sus trabajadores como a sus clientes al no contar con una red única monitorizada.

Por tanto, aunque el teletrabajo es una medida que, en general, es bien acogida por los empleados y que viene para quedarse, es cierto que trae consigo numerosos riesgos que debemos tener en cuenta para proteger a la empresa.

A esto se han sumado las peticiones y tramitaciones de ERTE realizadas durante el Estado de Alarma. En algunas ocasiones, se han tramitado ERTEs de forma fraudulenta, ya sea obligando a sus empleados a trabajar con normalidad mientras estaban acogidos a un ERTE o, incluso, teniendo trabajadores ficticios en ERTE con el fin de conseguir la prestación por desempleo de forma igualmente fraudulenta.

¿Cuál sería el camino para evitar sanciones y fraudes corporativos?

Las soluciones que emplean la tecnología para aplicar de forma correcta el Cumplimiento Normativo a cualquier empresa, independientemente de su tamaño, de forma eficaz y sin necesidad de conocimiento jurídicos van a ser en adelante los grandes aliados.

RegTech, con su producto RegTech BASIC, plantea la solución para el Cumplimiento Normativo Penal destinada a pymes. “Es nuestra apuesta para que toda empresa tenga la capacidad de crear su Propio Plan de Prevención Penal de forma adecuada y adaptada a su mapa de riesgos. Y, lo más importante, permite identificar rápidamente nuevos riesgos que pudieran surgir, tal y como ha provocado la actual crisis” comenta María Dolores Pescador.

Además de identificar los riesgos que asume cada empresa, permite aplicar y evaluar los controles que se lleven a cabo para mitigar el impacto y la probabilidad de cada uno de los riesgos, pero también permite crear informes del estado actual de la empresa para cumplir con la normativa vigente y evitar posibles sanciones económicas y penales en caso de que se cometa algún delito dentro de la compañía.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here